Significado de la Celebración de San Martín

EL SIGNIFICADO DE LA CELEBRACIÓN DE SAN MARTÍN EN EL MUNDO

En algunos países se considera que el día de la fiesta de San Martín es el primer día del invierno. Se cree que San Martin llega de visita en su corcel blanco cuando menos se le espera, haciendo alusión a la nieve que comienza a caer. Es por eso  que algunos niños hornean pasteles o galletas de almendra en forma de herradura para su corcel. También se cree que según el clima del 11 de Noviembre se puede predecir el estado climatológico para el resto del invierno.

La fiesta de San Martin también coincide con diversas actividades en el mundo como son: la cosecha, la recolección de la uva en Francia, la prueba del vino nuevo, el final de las preparaciones para el invierno y la matanza de los animales grandes. Esta fiesta es una celebración a la abundancia de la tierra.

La celebración de San Martín alrededor del mundo tiene lugar al anochecer. Se encienden fogatas y los niños caminan por las calles con sus linternas cantando canciones. En algunos países, como en Alemania las celebraciones empiezan en el minuto once, de la hora once, del día once del mes once.

Los alimentos de esta época son: las castañas, las nueces, los aguacates, la guayaba, el tamarindo, las mandarinas, la naranja,  las granadas, y las manzanas. En muchos lugares como Suecia y Dinamarca se come ganso, que fue el animal que delató a San Martín cuando se escondía para que no lo nombraran Obispo; en otros se come pudin en diferentes presentaciones y  avena. Se cocinan platillos hechos con las víceras y partes de los animales en forma de sopa negra (svartsoppa) y otros tipos de caldos y consomés, en Escocia se come  haggis y en Estonia  viljandikama .

San Martín de Tours, también conocido como San Martín Caballero,  es patrón de los vinicultores, de los cuidadores de las tabernas y patrón de los mendigos (por eso en Estonia los niños piden galletas y manzanas de puerta en puerta). También es patrono de los soldados, comerciantes, tejedores y fabricantes textiles. Patrono de Francia, de Hungría y de las ciudades de Utrecht en Holanda y Buenos Aires, Argentina, entre muchas otras. En México, es patrono de Acayucan, San Martín Texmelucan y Tixtla de Guerrero.

 

LA LEYENDA DE SAN MARTÍN DE TOURS

Nació en Hungría hace casi 1700 años, y creció en Pavía, Italia. Por orden de su padre entró a los 15 años en la guardia imperial romana  donde sirvió a caballo, por eso el apodo de “Caballero”.

“A los 21 años, un frío día de invierno entró con su tropa romana a la ciudad de Amiens, Francia, y Martín encontró cerca de la puerta de la ciudad a un mendigo que tenía mucho frío. Tomó su capa y con la espada la cortó para entregarle al mendigo la mitad, pues la otra mitad era del ejército romano. En la noche siguiente, Cristo se le aparece vestido con la media capa para agradecerle su gesto, diciéndole: “Hoy me cubriste con tu manto”.

Martín decide entonces dejar el ejército romano y servir a Dios. Así, un día que el César Juliano pasaba frente a las legiones dándole a cada soldado un incentivo económico, Martín aprovechó la oportunidad para decirle que ya no quería seguir en el ejército. Juliano no permitía la deserción ni la disensión pero Martín era apreciado por los soldados y en vez de ejecutarlo prefirió desacreditarlo diciéndole con voz potente que seguro lo movía el miedo de enfrentarse al enemigo. Seguro de su decisión,  San Martín pidió colocarse en primera línea, sin armas, sin escudo y sin casco para internarse en las filas enemigas para  probar su valor y fidelidad y demostrarle que lo que ya no quería era derramar la sangre de otros hombres. Increíblemente, por la mañana los bárbaros pidieron la paz y se rindieron. Juliano no tuvo más remedio que permitirle a Martín dejar la vida militar.

Inmediatamente después, Martín se bautiza y se une a los discípulos de San Hilario en la ciudad de Poitiers, después se retiró a una pequeña isla cerca de Génova para llevar una vida de silencio, oración, estudio de las Sagradas Escrituras, meditación y austeridad, como ermitaño. Pero San Hilario le pidió que regresara a Poitiers donde fundó el primer monasterio de Francia.

Un día fue invitado a Tours para que visitara a un enfermo grave, pero en realidad el pueblo quería elegirlo obispo. Él no quería ese nombramiento así que se escapó y se escondió, los habitantes del pueblo lo buscaron con faroles en mano y lo encontraron gracias a los graznidos de un ganso. Así, en el año 370 fue consagrado obispo de Tours.

San Sulpicio, su biógrafo y discípulo, decía que la gente se admiraba al ver a San Martín siempre de buen genio, alegre y amable con todos. Se ganó el cariño de todo su pueblo, su caridad era inagotable con los necesitados y se ganó la enemistad de altos funcionarios porque no permitía la tortura.

San Martín de Tours falleció en Candes, Francia, en el año 397, a los 81 años.

 

BIBLIOGRAFÍA

http://www.adorasi.com/temas/san-martin-caballero.php

http://saintsandspinners.blogspot.com/2007/11/st-martin-and-lantern-walk.html

Leave a Reply

Your email address will not be published.

error: Colegio Inlakesh